9 de abril de 2012

VIAJE | Praga

Pues sí, ya estoy de vuelta, muy a mi pesar.

Como os contaba aquí, he pasado parte de la Semana Santa en Praga. El viaje ha sido un poco duro, porque he tenido que hacer escala en varios aeropuertos, además de tener que lidiar con mi garganta y su aliada la fiebre, pero sin duda ha merecido la pena.

¡Praga es una ciudad preciosa! El simple hecho de pasear por sus calles era un placer. Quizás lo que más me gusta de visitar lugares es observar los edificios y los de Praga son una auténtica preciosidad. Gustosamente me habría quedado allí a vivir. Creo que la próxima vez compraré sólo billete de ida :)

Si tenéis en mente visitar la ciudad y queréis preguntarme alguna cosa, escribidme y os echaré una mano en lo que pueda.

Tengo un don especial hereditario para sacar las peores fotografías del mundo, así que no os puedo enseñar gran cosa, pero os dejo unas poquitas para que os hagáis una idea:


Y esta es la friki de servidora en el muro de John Lennon:


Ay... ¡estoy deseando volver!

4 comentarios:

  1. sí que es bonita,sí...
    bienvenida!!!
    besitos

    ResponderEliminar
  2. Que guay, de viaje!!!

    Yo tengo muchas ganas de ir a algun lado, pero bueno... todo se andará!

    Las fotosno me parecen para nada malas, son muy bonitas!! ^^

    Y tu, preciosa!

    Muuak

    ResponderEliminar
  3. Hola hola!
    Yo estuve hace dos años, y es una ciudad perfecta. Excepto por la gente, que así de primeras no son la gente más amable del mundo.
    Los edificios son increíbles, menos mal que pudieron reconstruír después de la guerra, porque si se llegan a perder todos esos edificios a mí me da algo.
    La parte de ciudad que más me gustó fue la parte baja de Petrín, y al igual que tú, me quería quedar a vivir allí, jajaja.
    De hecho, de vez en cuando aún le digo a mi novio: ¿cuando nos vamos a Praga?

    ResponderEliminar
  4. Me encantan los collares de la llave, el pescadito, las banderolas... Son preciosos.
    Sigue así.

    ResponderEliminar

Blogging tips