7 de septiembre de 2012

DIY | Jersey renovado con encaje

¡Hoy es viernes y toca DIY!

Ya os había dicho que me encanta "destrozar" ropa, tijeras en mano. Esta vez es un jersey el que ha sufrido. Lo compré en Zara en las rebajas de verano de hace un par de años, creo recordar que por 10 euros. Era un jersey muy amplio (es una M y fijaos cuánto da de sí) con una goma finita en la parte baja, que permitía subirla a la cintura y darle cuerpo. Con el tiempo, la goma perdió toda su fuerza y el jersey se llenó de bolitas en la zona baja de la espalda (por el roce de la mochila, muy típico en mi ropa). Me sentaba realmente mal, peor de lo que se aprecia en las fotografías... ¡parecía un saco de patatas!


Total, que acabó aparcado en el armario muerto de risa, así que o lo tiraba a la basura o intentaba hacer algo con él para poder seguir poniéndolo. Tenía claro lo que quería hacer: cortar la parte baja, desde la línea en la que empezaba a tener bolitas. El resultado fue un jersey bastante cortito que servidora no puede permitirse.


Si os fijáis, me pasó lo mismo que en el DIY de la camiseta flecosa: la parte delantera es un poco más corta, porque el pecho gasta más tela, pero en este caso quería cortar justo por la línea que marcaba el estampado, así que no pude evitar que pasase. Para tapar un poco la barriguilla y darle gracia, fui a la mercería a comprar una puntilla negra anchita.


Hilvané la puntilla sobre el jersey y cosí a máquina. Aunque yo haya tardado una media hora en coserla, seguro que no requiere más de cinco minutos. Ya sabéis, Alfalfa y yo estamos conociéndonos todavía...


El resultado es este:


Ya sabéis que soy especialmente mala con las fotografías que me saco a mí misma. Entre eso y que llevaba puestos unos pantalones que, además de ser del mismo color que el jersey, me sientan bastante mal, el resultado parece un churrillo amorfo y de verdad que no es para tanto.

No sé si es una prenda que me compraría en una tienda, pero sí sé que volvería a gastarme 3 euros (lo que me costó la puntilla) en rehabilitar un jersey que estaba destinado a un final muy oscuro y apestoso.

Aunque el otoño se acerca y el jersey es corto y fino, supongo que le daré bastante uso en las próximas semanas, porque tenemos demasiado buen tiempo para rato.

Espero que os haya gustado y os dé ideas para renovar algunas prendas que ya no usáis porque les encontráis algún defecto que seguro se puede solucionar con un poco de ingenio.

¡Hasta el domingo!

3 comentarios:

  1. Que bonito te ha quedado!!! Me encanta la idea de "renovar" la ropa que, por una cosa u otra, acaba en el fondo del armario olvidada.
    Y ya veo que al final no se te rompio nada... jejejeje

    Besines y disfruta de tu nuevo jersey ;)

    http://www.accesoriosninabonita.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. ¡Pues te ha quedado muy mono! Y me parece muy buena idea, yo tengo un jersey fino que me pongo poco porque es algo corto, si le añado una puntilla igual le hago un apaño. ¡Me lo apunto! :D

    ResponderEliminar
  3. Jo pues te ha quedado preciosa!!
    Así si da gusto ponerse a renovar el armario jejeje
    Un beso!!

    conchitaschiribitas.blogspot.com.es

    ResponderEliminar

Blogging tips